Inicio Región Albercas listas para recibir a nadadores.

Albercas listas para recibir a nadadores.

Compartir

Olivia Tirado Nievez.

 Zitácuaro, Michoacán.-  Las albercas de la región Oriente de Michoacán, están listas para recibir a los turistas que deseen descansar y pasar un día agradable en sus aguas. Los visitantes podrán llegar a los balnearios que están desde Huetamo hasta Ciudad Hidalgo, pasando por Jungapeo; algunos son parte de la Ruta de la Salud. En estos centros recreativos encontrarán aguas para todos los gustos, desde las termales, hasta aguas frías,  tibias y calientes.

El jefe de la Jurisdicción Sanitaria 03, doctor Jaime García Hurtado, comentó que a través de Coepris, desde hace varias semanas se realizan monitoreos y tomas de muestra de aguas de los balnearios de la región Oriente, como en Huetamo, Tuzantla, Zitácuaro, Jungapeo, Ciudad Hidalgo y más.

“Al tomar la muestra, también se hace mención con los dueños de estos centros recreativos, sobre las acciones de fomento sanitario, el cual consiste saber con qué periodicidad vacían las albercas (cada 2 o 3 meses, a excepción de que hay albercas con aguas corredizas), con qué productos las lavan.  Esto lo hacen en función con la compañía que tienen contratada para realizar estas actividades y así mantener la alberca con los químicos que se deben de utilizar para evitar contagios al momento que las personas hacen uso de estas albercas”, dijo.

Cuando se tiene un reporte positivo, se actúa en consecuencia y se clausura el servicio que ofertan los balnearios. Destacó que estas acciones se hacen de manera permanente, no sólo en esta época. Hasta el momento, dijo, que no tiene ningún conocimiento que las aguas hayan estado contaminadas con E,Coli. “Lo que usualmente buscan con los monitoreos, es la amiba de vida libre, que en algún momento nos pudiera ocasionar un problema de salud grave”, recalcó; por lo que, al no haber reportes positivos, las albercas están listas para recibir a los turistas.

Una de las reglas que usualmente no se acata, es que las personas se deben de bañar  y lavar bien los pies antes de entrar a las albercas, porque las personas pueden llegar sudadas y contaminar el agua. “Esta es una responsabilidad de los dueños de los balnearios, pues deben de estar vigilantes de que esta regla se cumpla”, finalizó el doctor García Hurtado